El excandidato a la presidencia de México, Ricardo Anaya Cortés, manifestó a través de redes sociales con un video que el presidente, Andrés Manuel López Obrador (AMLO)“nos quiere agachados y controlados” y desea el control total para ser el único que pueda ayudar a las personas y con ello sacar raja política para que los ciudadanos votantes le agradezca todo.

¿Qué tienen en común la reforma eléctrica, los ataques a las organizaciones de la sociedad civil, el embate contra la UNAM y (exdirector de Pemex) Emilio Lozoya comiendo pato? Que AMLO quiere el control total. Nos quiere agachados y controlados. Los mexicanos somos fregones y somos más los que queremos un México moderno, libre y ganador. Ricardo Anaya Cortés.

El panista aseguró que la semejanza que existe entre la contrarreforma eléctrica de López Obrador y Barttlet, el freno a las deducciones de la sociedad civil, los ataques a la UNAM y Emilio Lozoya comiendo pato en un restaurante de lujo es que, al presidente le incomoda lo que no puede controlar.

Ricardo Anaya también destacó que si Emilio Lozoya a quien calificó de “corrupto delincuente”, está bajo su control y dice lo que Andrés Manuel López Obrador quiere escuchar, éste recibe a cambio premios y privilegios. Sin embargo, recalcó que si un opositor no se somete a su control y se opone a sus caprichos tratará de meterlo a la cárcel.

¿Cuál es el problema para López Obrador con la autonomía y con la libertad de pensamiento en la UNAM? Quiere a los jóvenes y profesores alineados con su ideología vieja y trasnochada. Y ya salió el peine: quiere poner un rector a modo, porque quiere el control de la UNAM. ¿Qué tiene que ver todo esto con Lozoya comiendo pato? Ricardo Anaya Cortés.

Recordemos que, en días pasados, López Obrador (AMLO), criticó que las facultades de la UNAM se llenaran de conservadores cuando intentó cobrar colegiaturas.

Cuestionó que el problema para López Obrador es que las empresas generan su propia electricidad con paneles solares porque quiere tener el control para decidir a quién le da y a quien le quita la electricidad y para eso es su contrarreforma, para controlar y no dejar que organizaciones como Greenpeace o la Cruz Roja reciban donativos que sean deducibles.

Ricardo Anaya también denuncio que el presidente quiere tener el control de todo para ser el único que pueda ayudar a la gente y así sacar raja política, pues quisiera que las ambulancias de Cruz Roja llevaran un letrero de la 4T y que todo se lo agradezcan a él.

López Obrador quiere el control total. Nos quiere agachados y controlados, nos quiere imponer sus ideas viejas. El problema no es su edad, es que sus ideas son viejas y no funcionan cuando el México del futuro necesita ideas nuevas que si funcionen. Los mexicanos somos fregones, tenemos aspiraciones, y somos muchos más los que queremos un México moderno, libre y ganador.Ricardo Anaya Cortés.